Cesta de Pascua de última hora

¿Aún recuerdas tus días de escuela? En cada clase, había al menos un niño que tenía una vaga relación con el calendario. Yo era ese niño... y lo sigo siendo hoy. Entonces me encontraba ante las puertas cerradas de las aulas un día antes de las vacaciones escolares y hoy vivo raramente la misma semana que el resto de la población. A veces ni siquiera estoy seguro de qué mes tenemos. Mi reloj interior funciona más bien con términos como "mañana", "en tres días" o "la semana que viene". Los días festivos oficiales siempre me despistan por completo*. De repente tengo que hacer coincidir una fecha concreta con un día concreto. La semana pasada volví a demostrar que esto no es lo mío, cuando estuve toda la semana convencida de que la Semana Santa era el fin de semana pasado. Estaba en modo pánico total y me apresuré a terminar todos mis regalos de Pascua y luego no hubo Pascua. Si ahora estás asintiendo pensativo y de hecho te estás preguntando qué día es hoy, entonces tengo algo para ti: Cestas de Pascua de última hora que se hacen en tres minutos. Esto es para vosotros, mis compañeros con problemas de tiempo.
* Mis amigos saben, afortunadamente, de mi discapacidad temporal y antes de cada fiesta me llaman para recordarme que debo ir a comprar.
Para la cesta de Pascua sólo hay que comprar en el supermercado las buenas mandarinas con hojas, que vienen en una cesta perfecta...
... y estampar puntos de colores en la cesta con el extremo de la goma de borrar de un lápiz - mientras te comes agradecidamente las mandarinas.
Ahora sólo tienes que robar heno de la jaula del conejo y echar algunas golosinas en la cesta. Os deseo a todos unas felices fiestas y mucho chocolate.


Si quieres ver más manualidades, visita mi blog ;-)

Este proyecto fue traducido del inglés