Limpia tus persianas con pinzas y palillos!

30-60 Minutes
Fácil
Siempre busco herramientas fáciles de hacer. Es mucho mejor si puedo utilizar materiales domésticos baratos. Así que decidí echar un vistazo a los armarios para inspirarme en mi próximo proyecto de limpieza: Persianas.
¿Adivina qué encontré? Un par de pinzas y palillos!
Te mostraré cómo los convertí en un artilugio para limpiar persianas, perfecto para llegar a los lugares más difíciles.
Herramientas de limpieza de persianas de baja tecnología ¡Hizo el truco!
Cuando se trata de polvo, nuestra sala de calderas se lleva la palma. No importa la frecuencia con la que lo limpie (la verdad es que no lo suficiente), siempre está lleno de polvo, especialmente las persianas.
Entra mi última herramienta de baja tecnología: Un dispositivo de pinzas y palillos (T&C, por sus siglas en inglés) que llega a los puntos más difíciles -y más polvorientos-.
Necesitamos una limpieza seria, ¡pronto!
¿Ves lo que quiero decir? Esta ventana está pidiendo a gritos el cariño de mamá.
¡Pinzas y palillos es todo lo que necesitas!
PASO 1: PREPARA TUS MATERIALES
Para hacer las herramientas de T&C necesitarás
- Pinzas medianas
- 1 o 2 palillos
- Trapos de algodón, camiseta, calcetines o toallas pequeñas
- Tijeras
- 6-8 bandas de goma o lazos
- Limpiador en spray
- Alfileres de costura (opcional)
- Alcohol, para hacer el limpiador DYI
- Vinagre blanco, para hacer el limpiador DYI
- Máscara multiuso (opcional)
CONSEJO: Puedes utilizar una camiseta o calcetines viejos de algodón en lugar de trapos o toallas. Sólo asegúrate de que la tela esté limpia y sea absorbente.
Empecemos por la ventana
PASO 2: LO PRIMERO ES LO PRIMERO: VAMOS A LIMPIAR LA VENTANA
Al inspeccionar de cerca, me di cuenta de lo polvorienta que estaba la ventana. Así que antes de llegar a las persianas tengo que aspirar y limpiar el marco de la ventana, el revestimiento y el cristal.
CONSEJO: Sáltate este paso y pasa al PASO 3 si sólo tienes que limpiar las persianas.
Coge tu aspiradora y haz una pasada general: queremos eliminar el polvo antes de mojar la ventana y el cristal.
Ahora, coge un trapo (yo estoy usando una camiseta vieja) y rocía tu limpiador.
Yo voy a utilizar mi limpiador multiuso DYI no tóxico (básicamente, alcohol y vinagre blanco a partes iguales), pero puedes utilizar el que quieras.
Para obtener la receta, mira mi post anterior: http://www.hometalk.com/16447697/a-super-easy-non-toxic-spring-cleaner
CONSEJO: No es necesario empapar el trapo. Rocía sólo lo suficiente para humedecerlo y utiliza movimientos circulares para limpiar el cristal.
Hagamos un poco de trabajo de preparación!
PASO 3: CORTA TU TELA PRIMERO
Yo estoy usando una camiseta vieja (también añadí calcetines viejos después) pero puedes usar cualquier tela suave que te apetezca. Una toalla también funcionaría.
Coge tu trapo o toalla y unas tijeras, y empieza a cortar.
Yo estoy haciendo dos tamaños: un cuadrado de 7"-9" para la herramienta de la pinza y otro más pequeño, de la mitad de tamaño, para la herramienta del palillo.
Ten en cuenta que si tu tela es gruesa necesitarás piezas más pequeñas.
CONSEJO: Corta una pieza y prueba el tamaño antes de cortar toda la tela. Si las persianas tienen mucho polvo, tendrás que cambiar los trapos varias veces.
Pongamos la herramienta de la pinza
PASO 4: HACER LA PINZA
Reúne las pinzas, los trapos cortados y las gomas elásticas.
Empieza por poner en horizontal un trozo de tela: dóblalo si es fino (como una camiseta). Dobla la parte superior sobre la punta. A continuación, dobla los lados alrededor de la pinza, y envuelve la tela alrededor de la pinza. (Mira la segunda foto).
Yo soy diestro, así que lo envolví de derecha a izquierda, pero puedes invertir el orden, si te resulta más cómodo.
Una vez que tengas la tela alrededor de la punta, utiliza una o dos gomas para mantenerla en su sitio.
CONSEJO: Además de las gomas, también puedes utilizar un alfiler de coser para fijar la tela en la punta.
¡Pongamos la herramienta de los palillos juntos!
PASO 5: HACER EL PALILLO
Ahora que ya eres un ETM (es decir, un experto en la fabricación de herramientas), ¡vamos a hacer la herramienta para palillos!
Consigue 1 o 2 palillos, lazos y tela y empieza por atar dos palillos.
CONSEJO: Yo prefiero 2 palillos porque me da un área más amplia, pero depende de ti.
Coge la tela y repite el PASO 4: dóblala sobre la punta y luego envuelve los lados.
¿Estás listo? Es hora de limpiar.
Coge tus herramientas de T&C, el limpiador en spray (de nuevo, cualquiera valdría), ¡y a ensuciarse las manos!
Empieza por arriba y baja
PASO 6: LIMPIAR CON TU HERRAMIENTA DE PINZAS
Aunque no hay una forma correcta o incorrecta, te sugiero que empieces por la parte superior y te muevas hacia abajo ya que puede bajar algo de polvo.
CONSEJO: Además, dependiendo de lo polvorientas que sean tus persianas -¡las mías tenían una capa de 2,5 cm! - puede que quieras empezar con un trapo seco. Una vez que lo mojes, el polvo se manchará por todas partes.
Sujeta la persiana con una mano para evitar que se mueva, y presiona tu herramienta Tong en ambos lados. Luego mueve de izquierda a derecha. Una vez que haya llegado al final, baje a la siguiente persiana.
Continúe hasta que llegue al fondo.
CONSEJO: Cuando el trapo se ensucie, puedes cambiarlo o simplemente añadir otra capa de tela. Ten en cuenta que sólo podrás hacerlo si la tela es lo suficientemente fina; una tela demasiado fina no es buena, pero tampoco demasiado gruesa
¿Un trapo sucio? Cámbialo o añade otra capa!
PASO 7: MOMENTO DE CAMBIAR LOS TRAPOS
Mi trapo se estaba ensuciando y era hora de cambiarlo. Pero en lugar de sustituirlo por otro trozo, decidí probar con un calcetín esta vez envuelto en el anterior.
Sorpresa!
No sólo hizo que mi TT (Tong Tool) fuera más eficiente, sino que pareció durar un poco más. Pude quitar más polvo en cada pasada.
CONSEJO: Si crees que tu TT no agarra bien la persiana, añade otra capa de tela. Incluso puedes probar con otro tipo de trapo, como hice yo con mi calcetín.
¿Todo listo con la primera pasada?
Date un gran abrazo y ¡prepárate para practicar con los palillos!
Aún no has terminado: ¡no te olvides de la herramienta Palillo!
PASO 8: ¡PROBEMOS EL TAC (Herramienta de palillos)!
Aunque es probable que necesites una última pasada con una solución limpiadora, vamos a abordar las esquinas a continuación. Para ello, ¡mi TAC es muy útil!
Como es más pequeño que el Tong Tool, puedo acceder a superficies más pequeñas, llegando incluso a la zona entre los cordones.
Echa un vistazo a la imagen para ver lo que quiero decir. Observe también la diferencia entre el centro - algo limpio después de una primera pasada - y la izquierda, que todavía necesita un poco de cariño.
Una vez más, empiece por la parte superior y vaya bajando. Si tiene polvo, manténgalo seco o acabará con una bonita mancha por toda la persiana.
CONSEJO: Utiliza la mano izquierda para sujetar el estor y la derecha para la herramienta. Empieza por un lado (ya sea el izquierdo o el derecho, depende de ti), quita el polvo hasta abajo y luego pasa al otro.
Y como en el PASO 7, sustituye el trapo según sea necesario y sigue quitando el polvo para completar el paso.
NOTA: Ahora, tengo que decir: También podría haber aspirado las persianas antes de usar mis herramientas manuales, pero realmente quería ver cuánto polvo quitaban.
CONSEJO: Para ahorrarte algo de tiempo, aspira primero (y sáltate el PASO 6 y 8), y utiliza las herramientas para que tus persianas brillen.
Ya casi está. Pero primero, ¡vamos a terminar con esto!
PASO 9: SPRAY LIMPIADOR + HERRAMIENTAS TT & TC = PERSIANAS RELUCIENTES
Si eres un perfeccionista y quieres hacer un trabajo de sobresaliente, cambia tus trapos y coge tu botella de spray.
Vamos a hacer que estas persianas brillen!
Una vez más, comienza con tu herramienta de pinzas en la parte superior y sigue moviéndote hacia abajo. Luego, muévete hacia los lados y utiliza la herramienta de palillos para terminar las áreas más pequeñas.
CONSEJO: Utiliza la botella de spray para mantener los trapos húmedos, y cámbialos cuando se ensucien.
Puede que te lleve más tiempo del que esperabas (¡el mío lo hizo!), pero realmente no recuerdo cuándo fue la última vez que los limpié.
Hecho y terminado! Me encantan mis nuevas herramientas TT y TC.
PASO 10: TÓMATE UN RESPIRO Y DISFRUTA DE TU TRABAJO MANUAL.
Tanto si tus herramientas eran perfectas para el trabajo como si no, tenlas a mano para futuras limpiezas. Siempre puedes mejorarlas sustituyendo la tela, o incluso consiguiendo un par de pinzas más pequeñas o más grandes.
Puedo ver cómo éstas (especialmente la herramienta de palillos) me ahorrarán tiempo cuando limpie el polvo en zonas de difícil acceso, como las estrechas partes superiores de las puertas y ventanas de la caja, o las aspas del ventilador.
Espero que disfrutéis de este post. No dejes de seguirme para ver más trucos de limpieza y bricolaje. La próxima vez haré bombas de aseo efervescentes que no querrás perderte!

Este proyecto fue traducido del inglés