Embellecer cosas que ya tienes.

Esta antigua blonda que alguien puso en un anillo tiene una nueva vida como soporte de pendientes. Con algunas mejoras, por supuesto.
Mi baño es rojo y blanco y negro. Estaba cansada de que mis pendientes estuvieran en un cuenco, así que sumé dos y dos. Hice una cadena de hilo de ganchillo rojo y negro utilizando un gancho G.
A continuación, la enrollé alrededor del borde exterior del anillo, pegando de vez en cuando. Una vez que está entre los puntos de conexión de la blonda, no hay muchos lugares para que vaya, pero a uno le gusta estar seguro.
Luego hice una flor en todo negro para ponerla en uno de los puntos.


Con un gancho F, encadenar 6 y unir. Encadenar 10 y hacer un punto deslizante en la siguiente cadena para hacer 6 bucles alrededor. En cada vuelta, haz un ganchillo simple, un medio doble y 8 dobles. A continuación, haz una cadeneta 2 e invierte el patrón hasta el final de la vuelta. Repite la operación para las 6 vueltas y rompe, atando las colas en la parte de atrás.
En la misma dirección, coloca un pétalo sobre el siguiente y así sucesivamente, y pégalo a la blonda. Pega una bonita gema en el centro.
Cuélgalo y cuelga tus pendientes de la blonda o del envoltorio de la cadena.


¡¡N-JOY!!

Este proyecto fue traducido del inglés