Mantenga su colchón

¿Por qué hacer esto?
Un tercio de tu vida lo pasas durmiendo, así que asegúrate de que el lugar donde duermes está limpio y libre de bacterias. Puede que no quiera pensar en ello, pero los ácaros del polvo y las bacterias tienden a acechar bajo sus sábanas por miles. Si te tomas unos minutos para mantener correctamente tu colchón, reducirás los alérgenos y las bacterias y prolongarás su vida útil.
Cómo hacerlo:


1.) Una vez a la semana, lave sus sábanas en agua caliente y luego séquelas en la secadora. Si te vas regularmente a la cama sin ducharte, puedes considerar lavar (o cambiar) tus sábanas dos veces por semana.


2.) Si eres propenso a las alergias, el sueño puede ser cualquier cosa menos tranquilo. El polvo, la caspa y los ácaros se acumulan en tu colchón si no está protegido. Cubre tu colchón con una funda de plástico o de algodón para retrasar la proliferación de alérgenos y mantenerlo limpio.


3.) Cada seis meses, da la vuelta a tu colchón para que la parte superior sea ahora la inferior, y gíralo para que el pie del colchón se convierta en la cabeza. Coge a un amigo, porque esto es un trabajo de dos personas. Voltear el colchón prolonga su vida útil al distribuir el desgaste.


4.) Dos veces al año, desnuda y aspira tu colchón. Evita las ganas de rociarlo con una solución limpiadora, ya que la humedad en el colchón favorece la aparición de moho. Intenta mantener siempre tu colchón lo más seco posible.


5.) Limpie las manchas de su colchón lo antes posible. Las bebidas derramadas, la orina y la sangre pueden atravesar las sábanas y manchar el colchón. Si la mancha es reciente, seca la zona para eliminar toda la humedad posible. A continuación, utilice una botella de spray y aplique peróxido de hidrógeno en la zona y déjelo reposar durante unos cinco minutos. Seque la mancha y, a continuación, espolvoree bicarbonato de sodio sobre la zona y déjelo reposar durante varias horas. Para limpiarla, basta con cepillar el bicarbonato. Si la mancha persiste, repita el proceso.


6.) Los colchones duran unos diez años. Más allá de eso, dejan de ofrecer el apoyo necesario para una buena noche de sueño. Si tu colchón tiene más de una década, es hora de comprar uno nuevo.


Para ver el post completo, y para consultar nuestro planificador de tareas, visite: http://bit.ly/1x6rMsL

Este proyecto fue traducido del inglés