Castillo de regalo

¡Convierte los regalos de Navidad o cumpleaños en un castillo!
Empecé con las cajas de envío en las que venían los regalos, y unos cuantos tubos de rollo de alfombra de una tienda de alfombras local. Cinta adhesiva de 1/8 de pulgada para colocar los bloques y un cuchillo exacto.
Pinta sobre cualquier impresión o etiqueta en las cajas para que sean de color marrón sólido.
Utiliza la cinta adhesiva para colocar los bloques del castillo y píntalo todo de gris. No te decantes por un color sólido porque las variaciones se parecen más a la piedra.
retira la cinta y empieza a llenar las cajas con los regalos. Te recomiendo que hagas esto en el lugar donde se va a quedar el castillo para que no tengas que moverlo todo más de una vez.
Una vez que todo esté apilado, puedes añadir detalles como ventanas y puertas, puentes levadizos, torretas y banderas. ¡Deja volar tu imaginación!


Yo encontré fotos en Internet de ventanas y puertas de castillos y las imprimí en papel adhesivo. También puedes colocarlas con la cinta adhesiva.
Para el puente levadizo corté un trozo de cartón y utilicé rotuladores para que pareciera madera. Luego cogí dos trozos pequeños de cadena negra y ¡vaya puente levadizo! Para la valla del foso utilicé bastones de caramelo.
Utilicé pegatinas para poner emojis en las ventanas.
Utilicé cartulina para hacer los tejados de las torres, añadí dos cajas de regalo redondas como torretas adicionales y puse un "Monstruo" de castillo (un ratón de Navidad de peluche) en la parte superior. ¡¡Fue un gran éxito!!

Este proyecto fue traducido del inglés