De hogar de ancianos a hogar moderno

La silla de la residencia de ancianos había estado sentada bajo la lluvia. Le pregunté al propietario si podía quedármela y el resto es historia.
Pensaba que esta silla era una antigüedad, pero al desmontarla descubrí que formaba parte de una colección de residencias de ancianos que había sido descatalogada. Me parece bien, lo que importa es el aspecto.
Tenía un magnífico conjunto de piernas con un atrevido par de tacones rodantes que estaban muy oxidados.
El respaldo acolchado estaba hecho jirones y anticuado y el asiento era un vinilo descolorido
despojado y lijado. Había algunos puntos que tenían gubias profundas que reparé con masilla para madera teñible. Era la primera vez que trabajaba con una silla de respaldo acolchado y no tenía ni idea de lo difícil que iba a ser quitar el respaldo y los CIENTOS de grapas utilizadas para adherir el acolchado. Esa fue la parte más frustrante y que más tiempo me llevó de todo el proyecto. Me llevó 3 días. Tuve que ser muy cuidadoso para no desportillar el canal donde se retiró la tela y el acolchado...
Lijé el metal y eliminé todo el óxido, luego lubricé la parte inferior y los pinté con una pintura de cobre Rustoleum.
Cuando vi este panel de pavo real GORGEOUS supe que tenía que usarlo en la parte posterior de la silla. Recorté el pavo real y lo cosí en el panel trasero. ¡Quedó perfecto!
¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Con un tinte de caoba de cereza y el panel de pavo real bordado contra ese azul!!!!!!!!!!!!!!! WOW.

Este proyecto fue traducido del inglés

Preguntas frecuentes
¿Tienes una pregunta sobre este proyecto?
  2 preguntas
  • CDB CDB en Jun 27, 2016
    Me encanta todo lo que sea pavo real y la forma en que has devuelto la vida a esta silla es increíble. ¿Dónde encontraste ese panel?

  • Johnette Munday Johnette Munday en Jun 28, 2016
    ¿De dónde sacaste el panel de pavo real?