Cómo cultivar berros con éxito en casa

Por Alexa Erickson


El berro no sólo es una hortaliza sana y deliciosa para cultivar y aprovechar en las recetas, sino que es excelente para la salud. Es una refrescante adición a las ensaladas, una deliciosa capa en los sándwiches y un sabroso ingrediente para añadir a salsas y adobos. Está repleto de nutrientes, por lo que figura en la lista de frutas y verduras potentes de los Centros de Control de Enfermedades de EE.UU.


Lo mejor es que cualquiera puede cultivar berros en casa. La única salvedad es que, en lugar de sembrar las semillas en tierra seca, como se hace con las calabazas y las judías verdes, el berro crece en el agua. Si quieres disponer de este superalimento, sigue leyendo para saber cómo cultivar berros.

berros cultivados en un contenedor de metal galvanizado

Foto vía Shutterstock


¿Qué es el berro?

El berro, miembro de la familia de las Brassicaceae, junto con las verduras de hoja verde como las espinacas y las coles de Bruselas, está repleto de poderosos nutrientes. Esta verdura ha sido venerada por sus beneficios para la salud desde la antigüedad, siendo popular entre los soldados romanos, y se pensaba que era un alimento que ayudaba a prevenir el escorbuto. Esta verdura, originaria de Europa y Asia, fue traída a América del Norte por los inmigrantes y se convirtió rápidamente en una nutritiva adición a la dieta de los pueblos indígenas.


El berro tiene hojas pequeñas en forma de pala y tallos comestibles con un sabor picante y ligeramente especiado. La planta produce unas atractivas y pequeñas flores blancas, que también son comestibles. El berro también se puede cultivar como microverdura, en la que el pequeño tamaño de la planta aporta un sabor aún más fuerte.


¿Cómo crece el berro?

En la naturaleza, el berro crece en aguas corrientes parcialmente sumergidas y en zonas inundadas. En la naturaleza, se encuentra en aguas frías y alcalinas de manantiales en climas moderadamente frescos. El berro puede cultivarse a partir de semillas, trasplantes o esquejes.


En casa, las plantas siguen creciendo en el agua, pero eso no significa que necesites un estanque o una instalación acuática de lujo a mano. A continuación detallamos cómo hacerlo, pero todo lo que se necesita para cultivar berros en casa es una maceta y un platillo o un lugar soleado para cavar un pantano.

berros microverdes cultivados en un contenedor

Foto vía Shutterstock


Cómo plantar berros en macetas

El berro prospera todo el año en macetas. Si te preparas para trasplantar tu berro al exterior, plántalo en macetas durante marzo y abril, o cuando las temperaturas medias diarias oscilen entre los 50 y los 60 grados Fahrenheit, que es cuando mejor germina.


Herramientas y materiales necesarios

  • Maceta de arcilla de 15 pulgadas
  • Tierra rica
  • Arena
  • Guijarros
  • Semillas de berro
  • Platillo


Paso 1: Sembrar las semillas o enterrar los tallos de berros

Llena una maceta de arcilla de 15 pulgadas con tierra rica, arena y guijarros. Asegúrate de que la maceta tiene agujeros en el fondo. Riega bien la tierra y siembra las semillas con una profundidad de ¼ de pulgada sobre la mezcla de la maceta.


También puedes comprar tallos de berros en la tienda. Para plantarlos, quita las hojas del tallo y entierra el primer nudo de la parte inferior del tallo en la tierra. Para cualquiera de las dos opciones, asegúrate de colocar un platillo debajo del recipiente, que ayudará a mantener la humedad de la tierra.


Paso 2: Enjuagar la maceta con agua

Las semillas y los tallos germinan mejor en condiciones frescas y húmedas, y verás los brotes al cabo de unos 14 días. Además de regar la planta a diario para mantener la tierra húmeda, vierte agua en el platillo que hay debajo del recipiente a diario y cambia el agua dos veces por semana.


Cómo plantar berros en el suelo

En la naturaleza, el berro prefiere lugares frescos pero soleados. Si tienes un pequeño arroyo o riachuelo en tu propiedad, puedes cultivar berros allí fácilmente. Si no, tendrás que crear un pantano tú mismo. A continuación te explicamos cómo crear tu propio entorno de pantano ideal para el berro.


Al igual que con la plantación en contenedores, planta el berro en el suelo en marzo y abril, o cuando las temperaturas medias diarias oscilen entre 50 y 60 grados F para que germine correctamente.


Herramientas y materiales necesarios

  • Forro negro para estanque
  • Tijeras
  • Horquilla de jardín
  • Pala
  • Tierra de jardín
  • Arena gruesa de construcción
  • Compost
  • Abono para hongos
  • Agua
  • Abono de liberación lenta
  • Semillas de berro


Paso 1: Crear el pantano

Crea una ciénaga cavando un agujero de unos 60 cm de ancho y 30 cm de profundidad. Coloca un revestimiento de estanque sobre el agujero, presionándolo firmemente con las manos. Recorta el exceso de revestimiento de la parte superior, dejando un borde de unos 10 centímetros. Haz unos cuantos agujeros en los lados del liner con un tenedor de jardín.


Paso 2: Rellenar el pantano

Añade partes iguales de tierra de jardín, arena gruesa de construcción, compost, compost de setas y un puñado de fertilizante de liberación lenta en el pantano hasta que el material combinado llegue a unos cinco centímetros por debajo de la parte superior del pantano. Cubre el resto del revestimiento expuesto con tierra. Riegue la ciénaga a fondo.


Paso 3: Sembrar las semillas

Siembra las semillas de berro a ¼ de pulgada de profundidad y a ½ pulgada de distancia en el pantano. Cúbrelas con tierra de jardín. Riegue ligeramente.


Paso 4: Raleza de las plántulas

Después de la germinación, aclare las plántulas para que estén separadas por 15 centímetros. Asegúrate de que la ciénaga permanece húmeda en todo momento.


Cómo cuidar el berro

El berro requiere relativamente poco mantenimiento, siempre que te asegures de que hay una humedad constante y de que la planta está siempre a pleno sol. Además, asegúrese de que las raíces estén siempre en condiciones de humedad, como se ha descrito anteriormente.


La planta está relativamente libre de plagas, aunque a veces las moscas blancas o los caracoles afectan al berro. Puede encontrar moscas blancas (pequeños insectos alados) en el envés de las hojas. Para eliminarlas, rocíe el envés con un chorro de agua fuerte. También puedes arrancar los caracoles con las manos. Si ves que los caracoles se están convirtiendo en un problema constante para tus berros, coloca una malla de cobre de al menos diez centímetros de altura alrededor de la base de la maceta o pantano para mantener los caracoles fuera.


El berro no tiene grandes necesidades de nutrientes, por lo que no es necesario aplicar regularmente fertilizantes. Sin embargo, si observa signos de deficiencia, aplique un fertilizante soluble completo en la proporción recomendada.

  • Deficiencia de fosfato: Crecimiento atrofiado y las hojas y los tallos adquieren un color oscuro
  • Deficiencia de potasio: Hojas quemadas
  • Carencia de hierro: Las hojas amarillean por las venas y el follaje nuevo se vuelve amarillo. Esto es común en el invierno.


Cómo cosechar los berros

Coseche los berros cuando las plantas estén bien desarrolladas y durante los meses más fríos, cuando el sabor es mejor. Para cosechar, recorte la parte superior de los brotes con unas tijeras. Evite cortar demasiado abajo en la planta, ya que los tallos necesitan una longitud adecuada para producir nuevos brotes y brotes laterales.


Cómo almacenar los berros

Una vez cosechados, guarde los recortes de berros en un recipiente hondo del frigorífico, con los tallos sumergidos en agua y las partes superiores de las hojas cubiertas con una bolsa de plástico. Los berros se conservan hasta cinco días.


Cómo utilizar los berros

Los berros añaden un toque extra a las guarniciones y a los platos. Aquí tienes una variedad de formas de disfrutar de los berros en tus recetas:

  • Añádelos a las ensaladas para darles un toque de pimienta
  • Mézclalo en batidos para aprovechar sus beneficios para la salud
  • Añade un toque crujiente a los sándwiches
  • Píquelos y utilícelos como guarnición de sopas
  • Mézclelo en un salteado
  • Pruebe esta receta de almejas salteadas con fideos y berros.


¿Cuál es tu forma favorita de utilizar los berros? Comparte tu opinión en los comentarios de abajo.

Este proyecto fue traducido del inglés